Saltear al contenido principal
El Mito Del Huevo Y El Colesterol

El mito del huevo y el colesterol

¡CALIFICA CON ESTRELLAS!
(Votos: 3 Promedio: 5)

¿El mito del huevo y el colesterol es real?

Desmiente el mito del huevo y el colesterol, descubre lo que afecta realmente tus niveles en la sangre y qué hacer para mejorarlos.

El colesterol es una sustancia parecida a la grasa que es parte de nuestras células.

Todos tenemos colesterol en el cuerpo, es importante conocer cuales son nuestros niveles de colesterol bueno (de alta densidad) y de colesterol malo (de baja densidad).

Cuida mucho tus niveles altos de colesterol malo ya que pueden conducir a enfermedades del corazón.

Colesterol alimenticio

El colesterol alimenticio que se encuentra en alimentos como huevo, camarones y otras proteínas, no afectan en realidad nuestros niveles de colesterol.

Investigaciones han demostrado que no hay evidencia que respalde que al comer alimentos con colesterol, causen enfermedades del corazón.

Lee más sobre esta nota: «Dos huevos al día no hacen daño».

Así que el colesterol alimenticio no es el enemigo, lo que contribuye a las enfermedades del corazón es la grasa saturada.

Una dieta alta en grasas saturadas puede contribuir a tener altos niveles de colesterol malo y a enfermedades del corazón.

¿Qué hacer?

Para mantener tus niveles de colesterol en un rango saludable, sé consciente de las cantidades de grasa saturada en los diferentes alimentos.

Revisa las etiquetas de información nutricional de los alimentos empacados, elige los que tengan menos gramos de grasa saturada.

Las proteínas de origen animal con frecuencia tienen grasa saturada, pero si conocieras la cantidad que contiene cada una, podrás elegir inteligentemente.

Compara alimentos

Compara los gramos de grasa saturada que tienen los siguientes alimentos; úsalo como una guía para elegir inteligentemente y así mantener regulados tus niveles de colesterol malo.

  • 1/4 de taza de yogurt griego sin grasa (grasa sat.=0.1 g)
  • 3 oz de atún enlatado en agua (0.2 g)
  • 90 g de tilapia asada (0.3 g)
  • 3 oz de camarones cocidos (0.4 g)
  • 90 g de pechuga de pavo sin grasa (0.6 g)
  • 90 g de pechuga de pollo sin piel ni hueso (0.8 g)
  • 1 huevo grande (1.6 g)
  • 3 oz de chuleta de cordero asada (2.9 g)
  • 90 g de carne molida de res (3.9 g)
  • 3 rebanadas de tocino asado (4.1g)
  • 1 salchicha para hot dog (5.5 g)
  • 140 g de muslo de pollo con piel (5.6 g)
  • 1/4 de taza de crema agria (5.8 g)

Para reducir la grasa saturada, te recomendamos comprar cortes de carne magros, asegurándote de quitarle toda la grasa visible y la piel antes de cocinarla.

El mito del huevo y el colesterol no es cierto

Ya que conoces la verdad sobre el mito del huevo y el colesterol, aquí te compartimos algunas recetas saludables con huevo:

Si te gustó este artículo, compártelo en tus redes sociales y déjanos aquí tus comentarios.

Escribe aquí tu comentario
Volver arriba